MICROEMPRESAS SE AHOGAN

En múltiples oportunidades el Gobierno Nacional ha venido comunicando las ayudas que se están realizando a las empresas colombianas, pero también son múltiples los reclamos que vemos a diario reclamando que estas ayudas no están siendo efectivas.

 

Para tener un panorama claro de que tan grave es la situación de los empresarios en Colombia, la agencia de comunicaciones y reputación de marca LOOR, realizó a través de sus canales digitales una encuesta a 310 personas entre gerentes, directores y microempresarios de distintos sectores. El 80% de las personas encuestadas cuenta en la actualidad con servicios financieros activos y el 55% de estos créditos indican están siendo usados para hacer pagos de nominas o inmuebles; además de usarlos para mitigar la carga crediticia y reinventar o aumentar la producción de las empresas.

 

Sin embargo, muchos otros empresarios han pensado en otras posibilidades más extremas como lo es el cierre de los establecimientos (46%), teniendo presente que muchos de los créditos no han sido de fácil adquisición, otras de las opciones contempladas son la renegociación de los compromisos financieros o pedir préstamos a personas conocidas.

 

El grupo de encuestado asegura que el canal de comunicación con los bancos que es más efectivo es por asesoría telefónica con un 32%, seguido por las páginas web con un 29% y en oficinas presenciales 19%. Pero las respuestas en su mayoría han sido negativas (63%) cuando solicitan las ayudas decretadas por el Gobierno.